sábado, 20 de diciembre de 2014

Algunos de mis Aportes Académicos


Tal vez para hacerle trampas al olvido, presento el breve resumen que sigue, para información de mis alumnos y allegados y, ante todo, como ofrenda a mis benefactores, con el sempiterno Yo Soy -Dios de Moisés- a la cabeza.

Breve reseña de mis aportes.

Mis libros. I.

Hasta la presente, he publicado tres libros, en este orden: EL OTRO LADO DEL HABLA. LA ENTONACIÓN POÉTICA; POÉTICA CONNATIVA O ZEN. EL LIBRO DE SAMUEL, y MIGUEL HERNÁNDEZ, JOSEFINA Y DAFNE. Hay otros tantos inéditos. Diré unas breves palabras sobre aquellos, a efecto de “presentarlos en sociedad”, ya que nadie me ha hecho ese honor. Indicaré que en cada uno de ellos hice aportes, pues en ninguno repetí conocimiento conocido en el enfoque, contenido o en el tratamiento de la materia. Los análisis de los poemas que adelanté en cada uno de ellos tampoco siguieron trilla o rastro alguno, si es que alguien los analizó antes.



I
El otro lado del habla. La entonación poética.



Digo “aportes” para denotar mi tributo de información nueva y no de conocimiento conocido que hay en ellos. No voy más allá de esta declaración, de modo que me abstengo de ponderar el menor, mediano o mayor grado de importancia que tuvieren. Esto estará a cargo de la academia en su momento.

Paso a ocuparme, uno a uno, de mis tres libros hasta ahora publicados. Si tomo esta decisión es porque, salvo mis alumnos en el aula, casi no tengo lectores, ya que más bien me huyen, alegando la dificultad que encuentran en mi escritura. No los critico ni tampoco me censuro por ello. Sino que, sin lamentarme, no hubiera podido decir las cosas de otro modo. Cuanto hice y digo fue porque en mi camino docente encontré vacíos que quise tratar de llenar, en la medida de mis limitadas fuerzas. Sin más preámbulos, pues, empiezo por el primero de los tres:

Otto Ricardo-Torres, El otro lado del habla. La entonación poética. Medellín: Fondo Editorial Universidad EAFIT. Colección Krenes, 2004, 109 páginas. Índice: Introducción. I. De la Entonación y el Sentido; 1.o. Apreciaciones generales, 2.0. Naturaleza lingüística de la entoncación según ELG, 3.0. Enfoque melódico y enfoque rítmico-melódico de la entonación, 4.0. Entonación prosódica y entonación poética, 5.0. Unidad entonacional y escansión, 6.0. Del Sentido en la Entonación, 7.0. Crestomatía de Entonación Poética. II. Silabotonismo en un poema de Gerardo Valencia; 1.0. Argumento de El funeral de las violetas, 2.0. Escolios sobre la métrica silabotónica, 3.0. La entonación en El funeral de las violetas. Apéndice. Gerardo Valencia. Referencia apologética.

Considero que hago algunos aportes en este libro, a saber: Uno, sobre el nuevo enfoque de la Entonación en lengua española, que, si bien no es propiamente un aporte, sí es algo nuevo en otro aspecto, puesto que propone la sustitución del  concepto sobre Entonación vigente en lengua española por el otro que he traído de los Formalistas Rusos y de la Escuela de Praga. Aquí no hay innovación, sino tal vez el mérito de advertir que con la noción de Entonación que se maneja o emplea en el mundo hispanohablante no cabe adelantar, con propiedad, el valor expresivo de esta ni su relevancia para el sentido de esta en poesía y mucho menos para emprender análisis de poesía silabotónica. Cabría el mérito de haber advertido la limitación en la definición hispanohablande y, junto a esto, haber encontrado entre los rusos y praguenses la noción adecuada, lo cual no ha sido advertido hasta ese momento. Es de extrañar que los lingüistas, filólogos y críticos hayan pasado por alto durante tanto tiempo la inconsistencia de esta noción entre los profesionales hispanohablantes.

A continuación presento los dos conceptos, el hispánico y el ruso-checo para que ustedes juzguen.

1.      Enfoque melódico de la Entonación (del dominio hispanohablante): “Todas las sílabas se pronuncian con un tono o altura musical cuyo soporte más importante son las vocales. El tono depende -como es sabido- de la frecuencia de las vibraciones sonoras. LA CURVA MELÓDICA QUE DESCRIBEN LOS DIFERENTES TONOS DE LAS SÍLABAS SUCESIVAS RECIBE EL NOMBRE DE “ENTONACIÓN” (Samuel Gili y Gaya, citado en p. 21 de mi libro. Las mayúsculas son del suscrito). Como se ve, el fundamento de esta definición es la curva melódica de los tonos, dejando por fuera el acento, que es el responsable del ritmo.

2   Enfoque rítmico-melódico de la entonación: “Según Vlasin y otros (Diccionario de Teoría Literaria, Praga, 1984, p. 157, y p. 31 en mi libro. Las mayúsculas son mías), en la entonación suelen incluirse, junto con la melodía, otros factores fónicos oracionales, sobre todo el acento, a veces también el tempo, la intensidad del discurso y su articulación, el timbre de la voz.”. Esta cita es tomada de los autores checos JoseHrabak y Oldeich Belic. Verso español y verso europeo. Introducción a la teoría del verso español en el contexto europeo. Santa Fe de Bogotá: Instituto Caro y Cuervo, 2000.

En esta apreciación coinciden otros autores de Praga y del FRuso, tales como Mukarovsky, Tomashevsky y Vlasin. Todos ellos, con más o menos énfasis, convienen en incluír el acento, incluso dándole carácter predominante en la entonación, dado que él es el responsable del ritmo, ondulación, respiración o movimiento del enunciado, que se hace más pertinente y más relevante en la entonación poética. En mi libro, le dedico varias páginas a glosar una y otra posición, pues mi objetivo está en adoptar esta noción ruso-praguense para el análisis del poema de Gerardo Valencia, El funeral de las violetas.
En segundo lugar, aporto, no la información de la métrica silabotónica, ya dada, sino su empleo en la escansión y análisis del poema de Gerardo Valencia, poeta piedracelista, ya mencionado, cuyo poema descubrí que está escrito en esta métrica, como cualquiera puede apreciarlo. Esta métrica es la heredera de la métrica clásica. Posteriormente, he publicado en la Revista Texto y Contexto de la Universidad de los Andes un análisis del Nocturno III de Silva, que también está dado en esta métrica silabotónica, así como el poema Elegía de Septiembre, de Porfirio Barba-Jacob, cuya esacansión y análsis publiqué en la Revista online La Casa de Asterión. Trabajo desde hace tiempo en un poema de Jaime Sabines, escrito también en esta métrica.

Otto Ricardo-Torres
Casa Esenia, diciembre del 2014.

1 comentario:

Poetas y amigos. dijo...

Muchas gracias,intentaré seguir le de huella
Patricia